¿Qué es el estilo coquette en decoración?

Se habla tanto de él últimamente, que es normal tener dudas sobre el estilo coquette qué es. Una tendencia que se ha extendido a diferentes ámbitos como el de la moda y la imagen personal, pero que también está teniendo una notable influencia dentro del campo de la decoración de interiores.

Un estilo delicado y elegante, de corte romántico, que resulta perfecto cuando se quieren crear ambientes cálidos y confortables, pero que hay que saber manejar para no caer en el exceso y acabar generando espacios muy recargados.

¿Qué es el estilo coquette?

La palabra coquette es francesa y significa “coqueta”, y solo con esta traducción ya es posible hacerse una idea de las líneas sobre las que gira esta tendencia de moda y decoración.

El estilo coquette se caracteriza por orientarse hacia la hiperfeminidad. No en vano, se inspira en la delicadeza y la elegancia propia de las bailarinas de ballet clásico. Aunque también toma como punto de referencia el estilo cottage core, que busca un diseño de corte rural e inspiración romántica.

Como consecuencia, los hogares se vuelven más luminosos, dando protagonismo a colores cálidos como el rosa, el lila, o el Pantone 2024 Peach Fuzz, que es un color melocotón que encaja a la perfección en esta tendencia decorativa.

El objetivo no es otro que crear espacios coquetos, encantadores y atractivos visualmente. Con un estilo inspirado en la feminidad y la elegancia.

coquette salón blanco y tonos empolvados

¿Cómo se aplica en decoración?

Al analizar el estilo coquette qué es, no hay que pasar por alto que esta corriente decorativa puede incardinarse dentro del lujo silencioso, que en el campo del diseño de interiores busca primar la calidad y elegancia de los elementos decorativos, pero sin caer en la ostentación.

Para aplicarlo en decoración, hay que tener en cuenta las siguientes cuestiones:

Paleta de colores

Este estilo decorativo aboga por el romance y la sofisticación. Para ello, cautiva los sentidos a través de colores suaves que evocan una sensación de calma y delicadeza.

El rosa pálido, el blanco nacarado, el melocotón, el lila suave y el celeste son la base perfecta para empezar a construir un espacio coquette. No obstante, se busca también la neutralidad, de modo que los colores más destacados pueden ser neutros como el blanco o el gris, y luego crear zonas de resalte con tonos más cálidos.

También hay espacio para un contraste más acusado, y se puede utilizar incluso el negro en combinación con tonos cálidos.

Texturas y telas

Para conseguir crear un ambiente confortable, los textiles se convierten en elementos imprescindibles dentro de este estilo decorativo.

Lo recomendable es optar por telas suaves y lujosas como el terciopelo, la seda o el lino, textiles que aportan textura e invitan a acariciarlos para disfrutar de su suavidad.

Los detalles ornamentales y los encajes y bordados contribuyen a añadir una mayor sensación de opulencia y refinamiento. Pueden estar presentes en las cortinas, los cojines, e incluso en las toallas, pero no conviene abusar de ellos.

coquette salón blanco y tonos empolvados

Muebles de líneas curvas

El mobiliario coquette es una fusión perfecta entre elegancia y funcionalidad, de manera que los muebles de líneas afiladas dejan paso aquí al mobiliario de líneas mucho más suaves, que ayuda a crear una sensación de fluidez.

Aunque la madera sigue siendo la gran protagonista del mobiliario, no puede faltar algún sofá o butacón tapizado que se convierta en el protagonista de la estancia, añadiendo personalidad y sofisticación a la misma.

Estampados delicados

Los estampados son esenciales para crear una atmósfera coquette. Aunque los más habituales son los de flores, también es posible elegir otros patrones como delicados lunares.

De nuevo, no conviene abusar de los mismos; la clave está en incorporarlos de forma estratégica, como en un edredón para la cama o en unos cojines.

Accesorios embellecidos

La decoración coquette no está completa hasta que no se pone el broche de oro a la misma con accesorios decorativos embellecidos. Por ejemplo, espejos ornamentados, jarrones de cristal, o piezas de porcelana pintadas a mano.

No es necesario tener muchas piezas, pero sí escogerlas bien para realzar la belleza del espacio y añadir un toque de encanto.

Iluminación

Como en cualquier estilo decorativo, no hay que olvidar la importancia de la iluminación. En este caso, hay que crear una iluminación suave y envolvente, que genere un ambiente cálido y acogedor.

Para lograrlo, las lámparas de techo se complementan con lámparas de mesa con pantallas de tela, apliques de pared, e incluso con candelabros de cristal.

Toques finales

El toque final para reforzar la sensación de nostalgia y romanticismo lo pueden aportar elementos vintage como accesorios de época o muebles restaurados. Que contribuyen a aportar encanto y carácter a los espacios.

sofá coquette

Un estilo coquette elegante y discreto

La decoración coquette puede volverse rápidamente excesiva, hasta llegar a ser cursi, si se abusa de los elementos que la caracterizan. Los mejores resultados se consiguen si este estilo se limita a un único espacio de la casa. Por ejemplo, el dormitorio principal.

Para llevar el estilo coquette a otros rincones de la casa, se puede recurrir a piezas especiales, por ejemplo, unos cuadros de inspiración romántica para el salón, o jarrones de corte clásico con flores repartidos por diferentes lugares.

La clave del éxito está en combinar elementos clásicos de aire un tanto barroco con elementos contemporáneos, siempre de una forma equilibrada. Como ocurre con otros estilos decorativos, el total look puede llegar a resultar demasiado cargante. Por lo que se recomienda mezclar estilos y crear así un espacio único y personalizado.

El estilo coquette es una celebración de la feminidad y la elegancia, donde la belleza y el encanto se entrelazan para crear un ambiente de ensueño; un estilo cautivador que debemos manejar con precaución para no caer en el exceso.

Ahora que sabes la decoración coquette, qué es y cómo aplicarla, puedes empezar a hacer algunos ajustes en tu hogar para ponerlo de plena tendencia. Si quieres saber todavía más sobre este tema y sobre la decoración de interiores, ahora es buen momento para que comiences tu formación. Solicita información sobre nuestros cursos sin ningún compromiso.